Seguro de Responsabilidad civil para la medicina estética.

Todos los centros donde se desarrollan actividades de medicina estética, tienen la obligación de contar con un seguro de responsabilidad civil para la medicina estética que desarrollan en el lugar, cualquier otro seguro no cubre dicha actividad. Es una obligación más que una recomendación, sin él no podrían estar correctamente habilitados para desarrollar dicha actividad. El hecho de contar con seguro de responsabilidad civil para la medicina estética en la actualidad, hace posible el desarrollo de este negocio, lleno de riesgos.

Existe una ley, actualmente vigente (Ley de Ordenación de Profesionales Sanitarios), cuya función es obligar a los médicos, que desarrollan actividades en este ámbito, que contraten una póliza de seguros de responsabilidad civil. Se entiende, de que todo medico tendrá en forma obligatoria su póliza. Esto es debido a la responsabilidad de un medico, la cual es algo muy serio y los mecanismos de aseguramiento de esta responsabilidad también deben serlo. Piensen que de ello pueden depender casos muy importantes en donde deban pagarse altas sumas de dinero (si hay que indemnizar al paciente), consecuencias patrimoniales y profesionales (hasta condenas de inhabilitación).

Un punto muy importante es contemplar la disconformidad subjetiva con el resultado. Hay que diferenciar el resultado, porque una cosa es que el resultado no sea bueno y otra muy distinta es que el resultado no le guste al paciente. Aquí la póliza de seguro frente a tales situaciones es esencial, porque la responsabilidad del profesional no puede depender de la apreciación del paciente.

La póliza de este tipo de seguro, cuando hable de riesgos seria a los actos médicos que forman parte de su ámbito de actividad. Cuando hable de capital asegurado, desde el primer euro, sin necesidad de que el asegurado disponga de una póliza suplementaria. Cuando hable de la defensa, tendrá sus correspondientes letrados.

La póliza deberá contar con ciertos puntos básicos para este tipo de cobertura: responsabilidad civil profesional y patronal, defensa jurídica y fianza, franquicia por siniestro, subsidio por inhabilitación profesional, entre otras. El seguro que contrate le garantizara el pago de las indemnizaciones de las cuales pueda resultar civilmente responsable por daños corporales, materiales, morales, patrimoniales y perjuicios ocasionados involuntariamente a terceros por hechos que derivan de la actividad profesional declara.

El seguro que se contrate debe ser creado de acuerdo al negocio y diseñado para un colectivo especifico. La póliza debe cubrir las responsabilidades específicas que puedan ser exigidas en el ejercicio de dicha disciplina. No es una póliza distinta para cada medico, si no de un producto exactamente igual para todos.